¿Cuáles son los tipos, clasificación, partes y características de las bujías?

Cuáles son los tipos, clasificación, partes y características de las bujias
Índice

Los motores de combustible se sirven de un proceso de combustión para funcionar y las bujías son el último componente de este sistema de ignición. Pero ¿Cuántos tipos de bujías hay y cuáles son las partes, clasificación y características de las bujías?

La bujía es la encargada de brindar la chispa para poder comenzar con el proceso de ignición y arrancar el motor. Pero es necesario ver más que imágenes de bujías para conocer las clases de bujías.

¿Cuáles son las partes de una bujía?

Las bujías de carro no solo dan la chispa para arrancar el motor del coche, sino que disipa el calor generado en la cámara de combustión. Por lo tanto, tienen diferentes componentes que permiten que cumpla con su buen funcionamiento.

Aunque muchos piensen a primera vista que solo se trata de una especie de vara de metal, en realidad las partes de la bujía y su función son más complejos:

  • Terminal de conexión: Se trata de una rosca que se conecta directamente al cable que da la corriente eléctrica, lo que permite que se genere la chispa.
  • Aislador de cerámica: Se trata de un aislador fabricado con óxido de aluminio y otros materiales, como porcelana. Es el encargado de mantener aislado al electrodo de todas las altas temperaturas que se generan dentro del motor, previniendo el sobrecalentamiento.
  • Resistencia: Dentro de la bujía se añade una resistencia de cerámica para disipar las posibles interferencias.
  • Electrodo central: Estas son las partes de una bujía de carro que se encuentra conectado al terminal, para llevar alto voltaje a través de la bujía hasta su punta.
  • Junta o arandela: Cuando se conectan al sistema de combustión del motor, las bujías se encargan de sellar el acceso a la cámara. La arandela evita cualquier fuga del gas combustible y las pérdidas de presión del cilindro.
  • Hexágono: Estas partes de las bujías son la carcasa en la que se ajusta la llave para mover, apretar o aflojar, la bujía a voluntad.
  • Nervaduras o corrugado: Se encuentran en el aislador, antes del terminal, ayudando a prevenir que la chispa se descargue en el exterior.

bujía

¿Cuáles son los tipos de bujías?

La forma como se clasifican las bujías dependerá del enfoque desde el que se quiera ver. Pues los tipos de bujías para autos pueden clasificarse de acuerdo a la resistencia, tamaño del arco de corriente, material del que están fabricadas y otros aspectos similares. Aquí están los tipos de bujías y características de cada una de ellas:

Bujías según su grado térmico

Estos tipos de bujías para carro se clasifican en función de la capacidad que tengan de disipar el calor, las cuales son las bujías frías y las bujías calientes.

Bujías frías: Están compuestas por un aislador corto para evitar autoignición del motor. Pero motores muy potentes necesitan varias bujías de este tipo para un buen funcionamiento.

Bujías calientes: El aislador de estas bujías es más corto, por lo que se usa en motores menos potentes.

Bujías según su resistencia

Esta clasificación de bujías se encuentra principalmente en motores de tipo diésel de inyección directa. Puede ser:

  • Bujía de resistencia desnuda: En este tipo de bujía la resistencia eléctrica está descubierta.
  • Bujía de resistencia protegida: la resistencia está cubierta para transmitir más calor y de mejor forma.
  • Bujía de resistencia antiparasitaria: Es una variación de la bujía de resistencia protegida, pero cuenta con una resistencia especial que le ayuda a eliminar interferencias con el sistema eléctrico del carro.

Bujías según el tamaño de arco de corriente

Esta clasificación de las bujías se encarga de separarlas en función del tamaño de bujías o la distancia que debe recorrer la chispa para encender el motor. Pero esta distancia puede variar a medida que el electrodo lateral se deteriora.

  • Bujías de abertura normal: Cuando el arco de corriente de la bujía automotriz salta hasta 0,9 milímetros de las medidas de bujías. Es la más común y la más simple del mercado.
  • Bujías de abertura grande: Cuando la corriente recorre hasta 2,05 milímetros, además necesitan bobinas de alto voltaje para funcionar.

Bujías según el material

El material de que están hechas las bujías sirven para clasificarlas en dos diferentes tipos:

  • Bujías de cobre: Son el tipo de bujía más común y que mejor conducen la corriente.
  • Bujías de platino o iridio: Son las que resisten mejor y por más tiempo el paso de la corriente, pero tienen menor conductividad. Pero son más costosas que las de cobre.

Bujías según el número de electrodos

Los electrodos son los componentes de una bujía encargados de enviar la corriente desde su origen. El número de electrodos brinda resistencia y durabilidad a la bujía, siendo más resistentes las de múltiples electrodos que las de uno solo. El número de electrodos en una bujía puede ir de 4 a 5 y sirven para determinar el estado de la bujía según su apariencia.

Bujías según el tipo de combustible

De acuerdo al tipo de combustible que utilice el motor y del que se sirva la bujía para generar la chispa, es posible tener:

  • Bujías para gasolina: Son las más comunes del mercado y la imagen de bujías para gasolina son iguales a las bujías desnudas.
  • Bujías para motores diésel: Estos tipos de bujías y sus partes varían respecto a las otras. Pues en este caso, un tubo incandescente se encuentra ubicado en la culata del motor.
  • Bujías para motores a gas: Las destinadas para motores de gas comprimido y gas licuado de petróleo. La desventaja de esta bujía es que los electrodos se desgastan por oxidación.

Te puede interesar: ¿Qué son y para qué sirven las bujías y cómo funcionan en un motor?

¿Cómo saber si mi carro necesita una nueva bujía?

Si te preguntas cuáles son las características de las bujías que necesitan ser cambiadas, estas se pueden apreciar a simple vista. Los estados de la bujía según su apariencia son muy perceptibles, ya que no hay muchos tipos de bujías quemadas.

Cuando una bujía debe ser sustituida, el carro tiene problemas para encender, explosiones irregulares y pierde fuerza durante el trayecto. Además, si el escape expulsa humo con olor a combustible o disminuye muy rápido el tanque, entonces hay que cambiar la bujía por una nueva, puesto que se quemó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Este sitio web utiliza cookies para garantizar que obtenga la mejor experiencia en nuestro sitio web. Leer Más...